dod letter

Entrevista a Los Estanques: "Vivimos un momento extraño donde ha quedado claro que lo peor de la música es el ser humano"

[kkstarratings]
Los Estanques (2024)
Foto: Sergio Albert

Han venido a esto a nadar a contracorriente y a no conformarse con poco; así nos lo llevan demostrando más de diez años, primero como CrayoLáser y poco después como Los Estanques. Una de las formaciones más particulares y extraordinarias que nuestra escena alberga en la actualidad y la muestra empírica de que sí se puede hacer un pop diferente. Su secreto es demostrar un verdadero amor hacia la música y hacia todo lo que ésta nos regala, y aunque pueda parecer que es una máxima de lo más trillada o corriente, estos cántabros afincados en Madrid la llevan a la práctica como pocos nombres en el indie patrio.

Atados bajo la imprecisa y difusa etiqueta de la psicodelia, Íñigo Bregel, Germán Herrero, Daniel Pozo y Andrea Conti son capaces de armar un crisol de sonidos próximos al opera-rock, al pop retro e incluso al jazz experimental donde lo de menos es la lógica o la clasificación de estilos. Después de haber brillado como nunca con la publicación de Burbuja Cómoda y Elefante Inesperado, firmado en 2022 junto a Anni B Sweet, el cuarteto regresa a escena con Uve (Sonido Muchacho, 2024), uno de esos discos que no dejan indiferente a quien lo escucha y que nos invitan a detener todo lo que estemos haciendo para sumergirnos apropiadamente en su singularidad y excepcionalidad.

Íñigo Bregel, vocalista y responsable de la producción de Los Estanques, se reúne con nosotros para ponernos al día sobre el momento actual de la banda y un sinfín de temas más que brotan de nuestra animada charla.

Entrevista a Los Estanques

 

Ya habéis tenido la oportunidad de probar en directo las canciones de 'Uve', como por ejemplo durante vuestro reciente paso por el Tomavistas 2024. ¿Cómo está yendo la recepción del disco?

Con los conciertos estamos muy contentos, la verdad. La gente se lo pasa mucho mejor de lo que luego puede parecer en los vídeos que se suben a redes [risas]. Con los datos en streaming no estamos tan satisfechos, pero sinceramente, para mí 'Uve' es con diferencia el mejor disco que Los Estanques han publicado jamás y al final eso es con lo que nos quedamos. Los discos en formato físico se están vendiendo bien, lo cual es una gran alegría, y el día que lo publicamos oficialmente coincidió precisamente con nuestro concierto en el Tomavistas y la gente se sabía ya los temas y se lo paso de vicio, así que tan mal no estará yendo la cosa.

Desde mi ignorancia, parece un disco complejo de llevar al directo, ¿puede ser?

Sí, lo es. Nosotros además somos una banda muy de estudio. Normalmente los grupos ensayan antes de entrar en el estudio y llegan ya con una serie de ideas más o menos en la cabeza de lo que quieren. Sin embargo nosotros, por la situación personal de cada uno, ensayamos después de haber grabado el disco. A lo ambición que hemos querido ponerle a estas canciones nuevas se le suma también el hándicap de que prácticamente lo he compuesto y grabado yo por entero, a excepción de Germán, que grabó las guitarras, Pozo tres bajos y Conti una batería. Así que la banda se ha terminado enfrentando a las canciones prácticamente de nuevas antes de llevarlas al directo, lo cual ha supuesto una dificultad añadida.

A pesar de esto que cuentas, Los Estanques sois una banda.

Y tanto que lo somos, con todas las de la ley. No es mi proyecto particular, ni mucho menos. Los cuatro desempeñamos papeles imprescindibles para el crecimiento del grupo y le ponemos muchísimas ganas a lo que hacemos, lo cual se termina viendo claramente en los directos. De hecho, sé que suena a topicazo, pero me atrevería a decir que estamos en nuestro mejor momento. El único problema es que la precariedad de esta profesión nos obliga a ser pluriempleados y eso provoca que especialmente ellos no puedan dedicarle a la banda tanto tiempo como quizás sí puedo hacer yo, que a fin de cuentas me dedico a la producción profesional y siempre ando metido en el estudio. Pero por supuesto, la música de Los Estanques es tan mía como suya.

En nuestra propia declaración de intenciones se puede ver que no nos preocupa el éxito

'Uve' es el primer disco que nos llega después de la célebre sociedad que creasteis junto a Anni B Sweet con 'Burbuja Dormida y Elefante Inesperado'. ¿Os supuso una cierta presión tener que superaros después del éxito de aquel LP?

El éxito de aquel disco se veía venir y sabíamos que no íbamos a alcanzar aquellos números otra vez tan fácilmente. Algo que lleva el nombre de Anni B Sweet en la portada siempre se va a vender mejor que si solamente lleva el de Los Estanques. Por su parte, Ana es una persona con una trayectoria excelente, que ya desde su primera canción comenzó bien arriba y desde entonces ha peleado mucho para mantenerse. Valoramos muchísimo que alguien de su nivel decidiera acceder a trabajar con nosotros, que no éramos nadie, pues perfectamente podría haber colaborado con otro tipo de bandas y artistas que iban a reportarle un reconocimiento mucho más mediático. Pero en lugar de eso, ella antepuso el hacer buena música a los números, y eso le honra. Pero no, nunca hemos sentido ningún tipo de presión a la hora de superar la visibilidad de aquel disco. En nuestra propia declaración de intenciones se puede ver que no nos preocupa el éxito.

Empezaría ya a poner multas al próximo que musicalice a Lorca

Uno de los muchos encantos de 'Uve' es que es un disco que recupera el gusto por sentarse, desconectar del mundo y escucharlo de principio a fin. ¿Creéis que este tipo de costumbres corren el riesgo de desaparecer, viendo la evolución actual de la música en formato digital?

Van a desaparecer, tío, y me temo que en España sucederá antes que en otros sitios. No quiero que parezca que echo pestes de mi propio país, porque tiene muchas cosas de las que sentirnos muy orgullosos, pero en lo que a la música se refiere es evidente que hay todavía deudas pendientes muy grandes. Suelo bromear con un colega diciendo que si Thundercat fuese de Madrid, en lugar de estar petándolo lo estaríamos tildando de intruso. Ensalzamos bandas que no valen nada y a veces me pregunto si es que yo estoy mal de la cabeza o es que el país se va a la mierda [risas]. Personalmente, prefiero creer que es lo primero, porque lo segundo acojona más. Tengo amigos que me dicen que gracias a la IA la música va a alcanzar cuotas de perfección absolutas que van a provocar que un gran sector de la población busque en contraposición escuchar y consumir propuestas más humanas, donde los errores se perciban y se aprecien, y que ahí tendremos una oportunidad las bandas que apostamos por algo distinto. Pero francamente, lo dudo mucho. Lo creeré cuando lo vea.

¿Creéis que tenemos una escena muy conformista en cuanto a propuestas e ideas?

Simplemente creo que se están perpetuando ejemplos que no nos conducen a nada bueno. Si tú ves que  por construir catedrales te pagan lo mismo que por hacer casas con contáiners, al final vas a hacer eso todo el tiempo. Queremos todo para ya, cuanto más rápido y fácil, mejor. Se está perdiendo la especialización, la paciencia, el hacer las cosas despacio y apreciando el camino, y eso repercute en que los artistas no estén ampliando sus gustos o descubriendo referentes de verdadera calidad que emplear en sus trabajos. O simplemente, por el mero goce de descubrir el camino que otros anduvieron antes que tú y nutrirte de eso. Conozco incluso gente que se dedica a la música que no escucha música y eso es muy jodido. Como consecuencia, pues sí, tenemos un exceso de música ligera y "tontorrona" que habla de cosas más banales y terrenales. Si seguimos así, ¿dónde va a quedar la sombra e influencia de los grandes escritores, si nadie los recuerda? Salvo Lorca, claro, que joder, yo empezaría ya a poner multas al próximo que musicalice a Lorca, como si no hubiera más poetas en este país [risas].

Luego tenemos también otros muchísimos nombres que no tienen el reconocimiento que se merecen y eso me entristece mucho. El pianista Moisés Sánchez, por ejemplo, que sí, no hace música para todos los públicos, pero al menos se preocupa por indagar en lo que otros genios y artistas crearon antes que él y lo vuelca en su propuesta. Imagínate que los científicos opinasen igual y dijeran que no quieren estudiar nada de lo que previamente se ha descubierto. ¡Sería fatal! Pues en la música sucede lo mismo, tenemos un montón de historia detrás que los artistas han optado por ignorar y eso es preocupante. Vivimos un momento extraño donde ha quedado claro que lo peor de la música es el ser humano.

Se podría decir que prima más el tener éxito que el hacer una obra elevada.

Por supuesto, y la opinión del público es fundamental. No podemos cerrarnos en banda e ir de exquisitos, ofreciendo una mierda infumable y pretender que la gente la adore. Pero sí que es cierto que en esa balanza entre perseguir la valoración del público y hacer una mierda infumable hay términos medios, solo que cada vez escasean más. Pero bueno, independientemente de los beneficios que este disco nos acabe reportando, nosotros podemos decir que nos lo hemos pasado en grande haciéndolo, y eso no nos lo quita nadie. Nos la hemos gozado descubriendo y escuchando música por un tubo y encontrando las formas para que ésta termine viéndose representada en el resultado final. Estamos satisfechos de darnos cuenta de que existen otras muchas cosas por las que hacer esto sigue mereciendo la pena.

Es tanto lo que la música te da de forma desinteresada que eso puede contra todo

En el disco también encontramos canciones que no dan puntada sin hilo, como 'Bienvenidos al Circo' o 'A quién robé, cómo y qué', donde queréis mostrar vuestra opinión sobre la insana evolución de la industria.

Nos lo pasamos bien haciendo lo que hacemos, pero también queríamos dejar claro que no somos tontos y nos damos cuenta de lo que existe y sucede en esta industria. Tenemos cinco discos y vamos por nuestro quinto mánager, así que te puedes imaginar cómo va el percal [risas]. Este mundillo funciona muy mal para unos y muy bien para otros. Es como una cadena en la que todos sangran a todos, especialmente al artista, que es quien pelea contra el mánager, los promotores, las distribuidoras y los sellos. Pero al final, y a pesar de que haya muchas razones para estar amargado si te dedicas a la música, lo que termina primando es tu pasión hacia ella. Sé que con eso no se pagan las facturas, pero es el único motivo por el que los artistas independientes y minoritarios como nosotros no desistimos ni perdemos la ilusión. Creo que hablo en nombre del resto de miembros del grupo cuando digo que, es tanto lo que la música te da de forma desinteresada que eso puede contra todo. ¿Ilusos? Tal vez, pero es nuestra forma de ser.

El problema es que haya gente que vea en esa vocación una vía para hacer negocio.

Exactamente, y por desgracia es lo que sucede. Yo ahora trabajo produciendo a diferentes bandas y veo como muchas de ellas firman unos contratos de mierda que le dan a uno ganas de quemarlo todo. En alguna ocasión me han dejado ver esos contratos, para saber mi opinión, y he sentido verdadera vergüenza y lástima de ver cómo alguien puede exigir según qué cosas a una banda de forma tan abusiva. La peña ya no tiene ni vergüenza ni escrúpulos. Se nos llena la boca señalando lo mentirosos que son los políticos o la cara dura que tienen, pero luego tenemos a esta gente haciendo lo mismo en el sector de la música y nadie dice o hace nada.

Salta a la vista que hay una desprotección del artista cada vez más preocupante.

Me di cuenta de eso durante la pandemia, fíjate. ¿Qué fue lo primero a lo que todos recurrimos cuando estuvimos en una situación tan jodida e incierta como la que vivimos durante aquellos días? Al arte, tío. La gente sacó su vena artística como nunca. Compuso música, escribió libros, pintó cuadros... Todos nos reinventamos en torno al arte y la cultura, porque lo llevamos en el instinto. ¿Y qué hacemos nosotros para agradecérselo? Putear a los creadores y maltratar sus condiciones. Es reincidir en la misma idea que ya hemos hablado. Al final es una consecuencia de lo mal montado que está el negocio y de lo poco esperanzador que pinta todo. No hay más que ver el papel que juegan ya los artistas en los festivales, donde la música ha terminado relegada a un papel anecdótico o secundario, como si fuéramos la banda sonora de un evento, más que el evento en sí.

Junto a Franz Liszt, Malcolm Scarpa fue uno de los seres humanos que más felicidad musical me ha dado

Antes hablábamos de referentes y me gustaría cerrar preguntándote por uno de los vuestros, que me consta que ha marcado mucho la evolución del sonido de Los Estanques. Me refiero, indudablemente a Malcolm Scarpa, que en 2022 nos dejaba prematuramente. ¿Cómo vivisteis la noticia?

Fue un jarro de agua fría tremendo. Habíamos estado tres días antes con él, en el local, escuchando el disco de Ana antes de publicarlo. Vino también a tocar y recuerdo que quería pasar unos casetes a digital, pero justo coincidió en que yo me iba a Santander a pasar el verano. Le dije que en septiembre estaría de vuelta pero él insistió en que para entonces sería tarde. No entendí bien a qué se refería. Más tarde nos despedimos, le vi coger un taxi y desapareció. Es una imagen que no olvidaré en la vida.  A los tres días su hermana me escribió y me dijo que había fallecido. Tengo la sensación de que aquel día vino para despedirse y a día de hoy todavía se me pone la carne de gallina de recordarlo.

Junto a Franz Liszt, Malcolm Scarpa fue uno de los seres humanos que más felicidad musical me ha dado. Le debemos todo y sus canciones eran realmente únicas, como hilos de los que tiras y nunca se acaban. Algunos temas eran simplemente frases repetidas en bucle y aun así eran pura magia. Y algo que le honraba mogollón es que, a pesar de ser capaz de escribir y componer la mayor gloria del universo, siempre era muy crítico consigo mismo y realmente humilde. Solo podemos dar las gracias por haberle conocido y ojalá hubiésemos podido aprovechar más los últimos años junto a él.

 

MÚSICA RELACIONADA

chevron-uptwitterfacebookwhatsapp linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram