Entrevista a Porridge Radio: "Para este disco he apostado por la paciencia y por tomarme las cosas con más calma"

[kkstarratings]
1 junio, 2022
Redacción: Fran González
Porridge Radio (2022)
Foto: Matilda Hill-Jenkins

Lejos de amedrentarse o caer en el olvido después de que su salto al estrellato coincidiera desafortunadamente con el estallido de una pandemia global que cercenó todos sus planes de expansión, el cuarteto de Brighton Porridge Radio se tomó con una filosofía única y particular el mero hecho de tener que cancelar y posponer todos sus planes de conquistar los escenarios del mundo entero tras la salida de su célebre segundo disco, “Every Bad” (Secretly Canadian, 2020).

El timing no les sonrió, a pesar de que el mencionado LP les trajera buenas nuevas tan significativas para Dana Margolin y los suyos como la nominación a un Mercury Prize o la figuración en la portada de la revista británica NME.

Sin embargo, esa pausa en medio del revuelo fue exactamente el fuel que la banda requirió para no dejarse llevar por las fatuas mieles del éxito y centrarse de inmediato en la elaboración de su nuevo trabajo, Waterslide, Diving Board, Ladder To The Sky, que recientemente ha visto la luz, de nuevo de la mano de Secretly Canadian, y del que hace unas semanas os hablábamos.

Del uso del arte como canal de expresión emocional durante las restricciones sanitarias más duras y de la repercusión del mismo en su nuevo trabajo, entre otras cuestiones, ha querido charlar con nosotros la vocalista y alma máter de Porridge Radio, Dana Margolin.

Entrevista a Porridge Radio

 

Te recibo alto y claro desde la soleada España, Dana. ¿Cómo estás?

¡Qué envidia! Aquí se acaba de poner a llover justo cuando he llegado al estudio. Todo un clásico en Reino Unido. Necesito sol pronto, sinceramente.

Bueno, me consta que tenéis planes de venir a tocar a España por primera vez a finales de este año, ¿puede ser?

Así es, estaremos en noviembre en Barcelona, Vigo, Madrid y San Sebastián. Si vienes, pásate y saluda, sería un placer conocerte.

Me encantaría, la verdad. Bueno, y no olvidemos también vuestra fecha inminente en el Primavera Sound.

Sí, tenemos algunas fechas por Europa durante el verano, justo antes de sumergirnos por primera vez en nuestro primer tour por Estados Unidos.

¿Cómo lo afrontáis? ¿Hay nervios?

Bueno... cada cosa a su tiempo, primero pensemos en lo que tenemos más cerca.

Casualmente, vosotros fuisteis la última banda que vi tocar en directo, justo a escasas semanas de que estallase la pandemia. ¿Cómo os trató a vosotros aquella etapa?

¿No me digas? ¡Qué honor! Pues la verdad es que nos lo tomamos con bastante filosofía y decidimos que fuera un buen momento para descansar. Y para pintar, por supuesto.

¿Fue difícil para vosotros volver a arrancar tras el parón?

No, realmente. A decir verdad siempre hemos estado activos, incluso desde casa tratamos de no parar y mantener una rutina. De hecho, justo antes de que saliera el anterior álbum ya teníamos casi por completo este nuevo y empleamos la pandemia para afinar detalles.

A pesar de esa proximidad en el tiempo, ambos LPs se sienten bastante diferentes. ¿Cuál dirías que es la principal diferencia entre ambos trabajos?

Creo para este disco he apostado por la paciencia y por tomarme las cosas con más calma, y eso se nota irremediablemente en el tono del disco. Canto más tranquila y con menos rabia, pero sigue habiendo mucho sentimiento detrás de las letras. Además, en esta ocasión Sam ha tenido un protagonismo mucho más notorio, aportando arreglos que han sido importantes para que el disco tuviera mucho más cuerpo que el anterior.

Si hay algo que sigue siendo una constante es la forma tan honesta de expresarte en tus letras y cantarlas de forma tan cruda. ¿Te da algo de vértigo enfrentarte al directo o te has acostumbrado ya?

Oh, no, para nada, aún sigue siendo aterrador salir ahí y exponerte delante de tanta gente. Por un lado te sientes afortunada de poder estar haciéndolo, pero por otro no puedes evitar sentirte exhausta por el gran esfuerzo que supone abrirte de tal forma. No es algo que hagas de forma natural, lleva un proceso de mentalización muy intenso. Incluso hablar de mis canciones es algo que me abruma. Sin embargo, es muy importante para mí tener la oportunidad de poder hacerlo y aunque sea un trago duro, sinceramente no sabría hacer otra cosa ahora mismo.

Bueno, el arte es otra de tus alternativas, si no me equivoco. En esta ocasión vuelves a usar una de tus pinturas como portada, dando precisamente forma a la imaginería que da título al disco.

Correcto. Sí, es una idea bastante obsesiva que tuve en aquel momento que implicaba los parques de recreo y que aunaba esos tres elementos, a priori inconexos, pero unidos por una serie de sentidos que en mi cabeza guardan una concordancia plena. Es una representación alegórica de la alegría, el miedo y lo interminable, y al mismo tiempo me parecía muy interesante ver juntos en una misma imagen todos esos elementos tan contradictorios entre sí.

Y esa obsesión también se acentúo por influencia de otras vías, si no me equivoco.

Sí, la idea general del álbum vino tras quedar completamente absorta al ver un collage de la artista surrealista Eileen Agar en el que había una especie de trampolín en él y que me tuvo completamente obsesionada por días. Además, también hay mucho de imaginería religiosa, si te fijas, esa escalera hacia el cielo es una referencia directa a la imagen que se elabora en la Biblia de la escalera de Jacob, a través de la cual descendían a la tierra y ascendían al cielo los ángeles, y con la que he querido representar esos momentos de bajada y de subida que todos los humanos experimentamos alguna vez.

¿De dónde viene esta pasión tuya por el arte?

Diría que desde que tengo uso de razón he vinculado mis emociones al arte, solo que cuando era más joven no lo consideraba arte, simplemente era mi forma natural de expresar todo lo que llevaba dentro. Siempre me ha fascinado el hecho de crear algo desde cero y que ese algo lleve mi firma y mis sentimientos detrás. Es algo difícil de explicar con palabras, pero a día de hoy me siento increíblemente privilegiada de poder considerar mi arte un trabajo y poder vivir de ello.

¿Qué te aporta el arte que no lo haga la música, por ejemplo?

Digamos que considero que es importante el tener tus huevos en diferentes nidos, para no acabar saturándote de ninguno de ellos. El arte para mí es un espacio libre de presiones, lo hago por diversión y es muy gratificante ver como al final todas esas vertientes se terminan dando la mano y encontrándose. Además, pintar es menos cansado que hacer música, ¿no crees? No tengo que reproducir la misma obra cientos de veces tal y como sí sucede cuando se toca una canción [risas].

Hablando de influencias, encontré que entre las vuestras se encuentra Coldplay. ¿Sin ironías?

No, en absoluto, ¿por qué iba a ir con ironías? [risas]

Me sorprende por lo alejados que están de vuestro estilo.

Bueno, sus primeros discos fueron geniales, crecí con ellos y a día de hoy me siguen pareciendo estupendos. Además, es alucinante ver cómo una banda indie acabó convirtiéndose en todo un evento de masas capaz de llegar estadios. Me encantaría que eso nos pasase a nosotros.

¿Qué me dices de Brighton? ¿Juega algún papel en vuestro sonido?

Definitivamente, sí. La banda arrancó ahí, mientras estábamos en la universidad, y acabamos juntándonos y tocando con diferentes bandas locales de la ciudad, así que irremediablemente eso marcó un punto de inicio en nuestro sonido. Además, muchas de nuestras primeras canciones, tanto de "Rice, Pasta And Other Fillers" como de "Every Bad", fueron escritas y compuestas en Brighton, así que su esencia está ahí, sin lugar a dudas.

Hablando de tus raíces, ¿cómo fue trabajar con tu hermana Ella en este disco? ¿Fue la primera vez?

Fue increíble, la verdad, siempre hemos hecho cosas juntas, obviamente, pero esta vez ha sido la primera en la que hemos trabajado con un presupuesto detrás y contando con el apoyo del sello como tal. Por esa misma razón, había más presión que nunca, pero también fue muy interesante ver hasta dónde podía llevarnos nuestra creatividad conjunta y ver qué podía salir de ahí. A pesar de que nos llevemos 5 años de diferencia, Ella es mi mejor amiga. Recuerdo que ya incluso siendo más pequeña me echaba una mano con cualquier proyecto que tuviera entre manos. Ha sido precioso poder incluirla oficialmente en Porridge Radio y ver su nombre en los créditos de los videoclips para 'Back To The Radio' y 'The Rip'.

MÚSICA RELACIONADA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

cross-circle
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram