Crónica: Toundra en Barcelona, sala BARTS (06-03-2019)

8 marzo, 2019
Redaccíon: dod Magazine

Toundra (2018)Redacción: Dani Luengo

Vuelta a Barcelona de una de las bandas más en forma de la escena de nuestro país. Sólo unos meses después de triunfar en el AMFest, Toundra retornaba a la ciudad dentro del ciclo de conciertos que organiza cada año el Festival Mil.lenni. Una nueva oportunidad para disfrutar de la gira de presentación del quinto disco de los madrileños, Vortex (Inside-Out Music).

Según avanzaba la tarde en Barcelona se fue retrasando unos minutos el inicio del concierto. La gente entraba sin prisa pero sin pausa, unos cuentos vieron telonear a Malämmar, y otro tantos charlaban y se refrescaban esperando el plato principal. Eran ya más de las nueve y veinte y las luces de la Barts se apagaron; la lona de T O U N D R A en el fondo del escenario ganaba aún más presencia. Todos cogiendo sitio para disfrutar expectantes del directo mientras Pink Floyd servía de ‘cuenta atrás’. Nada puede salir mal después de escuchar de Breath.

Guitarras en el desierto

Tocaba disfrutar de Vortex, que está significando un nuevo punto de inflexión en la banda a pesar de sus ya más de de 10 años de trayectoria. Y no sólo por el cambio nombrando sus discos, que también, sino por un sonido y una actitud aún más segura, más nítida, siempre fieles a sus bases de post rock con influencias de metal progresivo pero sin miedo a explorar nuevas aristas sonoras, ¿han llegado ya el nivel de las bandas con las que siempre se les ha comparado?

Cobra fue el temas escogidos para iniciar un concierto en el que merece mención especial al sonido de la sala. Un espectáculo de potencia y nitidez. Tuareg llegó después y no tardó en estallar entre los asistentes para acercarnos entrar en un tornado sonoro. Cayeron según avanzaba el directo composiciones de II y III incluida Magreb o Zanzibar con su espíritu tribal, o Marte con claros reflejos progresivos e influencias metaleras. Hubo espacio para algunos cuernos al aire. El cuarteto derrochó entrega y energía sin concesión durante casi una hora y media. Poderosas atmósferas alumbradas con riffs interminables y acertados arpegios que hicieron las delicias de un público que llenaba la sala, el cual fue creciendo en entusiasmo mientras avanzaba un show sin tregua.

Quiéreme hasta que a Toundra le de por cantar

El slogan no es nuestro, sino visto en las redes, pero bien vale promocionarlo y utilizarlo. Aunque después de la experiencia del grupo con El Niño de Elche en Exquirla, ya podemos saber cómo suena el grupo con un vocalista, de tintes flamencos en este caso. Seguro habría opiniones a favor y en contra si Toundra lleva letras a sus discos, pero por el momento lo que ya podamos comentar es sobre la inclusión en el sonido de los madrileños de cajas de música, teclados y sintetizadores. Finalizando el concierto pudimos comprobarlo con la el tema Mojave de su nuevo álbum. Veremos si siguen explorando esta línea para llegar a otro un público quizá más alejado del post-rock y el metal y con un oído habituado a composiciones más orgánicas.

Strelka (primer corte de VI) y Cruce Oeste (cierre del último álbum) para finiquitar un concierto apabullante. Encantados de seguir viéndonos.

 


Festivales, grupos y discos de la notícia

MÚSICA RELACIONADA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cross-circle
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram