Crónica: Santander Music 2018, jornada del sábado

5 agosto, 2018
Redaccíon: dod Magazine

La MODA - Santander Music 2018

Redacción: Paula Díaz | Fotos: Chin

“Todavía tengo tiempo, todavía estoy aquí” con esta frase del tema “todavía” (Tendrá que haber un camino - 2015), Soleá Morente encendió la mecha de lo que fue la última jornada del Santander Music. La artista comenzó puntual a las 20.30 horas del sábado con una propuesta totalmente diferente hasta el momento, trayendo un poco de flamenco al norte. Bailando sobre el escenario, Soleá estuvo bien acompañada en todo momento por Napoleón Sólo, un guitarra, un batería, y una pareja de coristas que jugaron un buen papel con sus voces. Un momento clave de la actuación llegó de la mano de “Te estoy amando locamente”, una versión de Las Grecas que el público del festival acogió de buena gana con palmas. Tras una hora de actuación, la artista presentó a todo su séquito entre aplausos y olés. Una estampa a la que estamos poco acostumbrados por estas tierras. Así, con “Baila conmigo” (Ole Lorelei - 2018), Morente demostró su carisma fue, en comparación con las jornadas anteriores, la propuesta que mayor acogida tuvo de entre los artistas que inauguraron jornada. Llegó el final de su bolo: “Que lo pasen bien en el resto del festival, viva la música”.

22:00 - La M.O.D.A, ejemplo de incombustión

 Con un necesario cambio de instrumentos (instalaron su propia batería tras la actuación anterior) y de escenografía -pues pusieron una lona de fondo simulando la fachada de un edificio-, el septeto burgalés salió puntual (22.00 horas) al escenario con “Nubes negras” (La primavera del invierno - 2015). Tras este tema, “Mil Demonios” y “La Inmensidad” (Salvavida (de las balas perdidas) - 2017) cogieron el relevo. Canción tras canción, David Ruiz y los suyos apenas dejaban tiempo para respirar entre letra y letra, presentando un setlist de los más completos de todo el festival. A la hora y media de actuación, el grupo sufrió alguna pequeña dificultad técnica con el sonido, siendo el público quien advirtió del problema a los miembros de la banda. Como solución, el cantante de la formación bajó a las primeras filas para cantar juntos “Hay un fuego” (La Primavera del Invierno - 2015). Con la cercanía regalada, la banda demostró una vez más qué valores priman en sus actuaciones. Preguntándonos cuándo ibamos a parar, la tregua no llegó hasta el final de la actuación, cuando el propio grupo lanzó botellas de agua al público y dejó claro quiénes éramos los héroes del sábado.

IZAL - Santander Music 2018

23:45 - Izal, nuestra autoterapia 

Con un juego de luces muy personal, Izal comenzó el bolo a modo “Autoterapia” (Autoterapia - 2018). Los madrileños, al igual que la actuación anterior, no dieron tregua al respiro. Con “Ruido Blanco” -del disco ya mencionado-, y “Copacabana” (Copacabana - 2015), la Campa de La Magdalena saltó como si no hubiera un mañana. A las 00.05 de la noche, Mikel Izal emprendió una pequeña charla alabando a la ciudad para, seguidamente, hacer una “Pausa” (Autoterapia - 2018), un tema cuyos primeros versos ya emocionaron a todos los que consideramos esa canción como refugio. Pasada más de media hora, el cantante propuso un canto a la libertad sexual de las personas, un argumento muy respaldado por el público que, acto seguido, procedió a entonar “Agujeros de gusano” (Agujeros de gusano - 2013), tema interpretado -como no podía ser de otro modo- por un ukelele. Con un buen sabor de boca, a eso de la 01:15 de la madrugada, la banda se despedía de Santander con “La chica de verde”, tema del primer álbum de la banda. Pero antes, Mikel no dudó en bajar hacia las primeras filas para cantar a capella y sentir el calor -y sudor, ¿por qué no decirlo? del público. ¿Y qué decir? “Qué bien”.

Grises - Santander Music 2018

02:45 - Grises (pero visibles)

 “Es un puto placer estar aquí con vosotros. Somos grises, y venimos a bailar. Gracias Santander”. De esta manera, los de Guipúzkoa -que venían de tocar días atrás en los Jardines Allbia (BBK Bilbao) se presentaron al público multitudinario que allí estábamos para verlos. a eso de las 2 de la mañana sonaba “Laberinto”, un tema que quedó fuera del disco “Erlo” (2016) pero que ahora ha cobrado más fuerza a modo de single. Tras esto, Amancay (vocalista) preguntó, con un tono que encerraba enfado y rebelión, cuántas mujeres se habían subido aquel día al escenario: “¿Cuántas? Estoy muy harta de la poca presencia de la mujer real en la industria musical”. Con la razón por bandera y el respaldo de los allí presentes, Grises procedió a tocar “Wendy”, siento esto un canto a lo reivindicado. El buen hacer de la banda se llevó al público de calle y poco antes de las 3 de la mañana, la actuación llegaba a su fin.

 

03.00 - Joe Crepúsculo, y amén

 Joël Iriarte Parra, más conocido como “Joe Crepúsculo”, salió al escenario con un objetivo claro: cerrar la edición del décimo aniversario del Santander Music. Con poco más que un teclado, el artista convenció al público con su tema del verano: “La canción de tu vida”, cuya letra bien podría haberse compuesto en Santander: “Sentado en las rocas, observando el vaivén de las olas”. Y con ella, el baile se fue sucediendo canción tras canción hasta el momento de la despedida. Miles de personas abandonaron el recinto, esperando a la próxima edición del festival.

 

Festivales, grupos y discos de la notícia

MÚSICA RELACIONADA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cross-circle
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram