Crónica del VIDA Festival 2016 - Viernes

VIDA Festival 2016 - Entorno

Redacción: Daniel Luengo

La primera jornada del festival, la de este Viernes 2 de Julio, era sin duda la fecha central en esta tercera edición del VIDA. El reclamo de actuaciones como las de Wilco y Manel fueron en gran parte culpables de que los abonos estuvieran agotados y el propio viernes rozase el sold out.

Tras un jueves inaugural, en el que los afortunados vilanovìes y aquellos que ya se desplazaron a las proximidades de la Masia d'en Cabanyes pudieron disfrutar de Belako, llegaba el fin de semana con el grueso de los festivaleros, quienes tomaban para sí campings y alojamientos varios.

Rumba en El Barco

Una de las primeras actuaciones a degustar fue en el idílico bosque del VIDA, en el escenario de El Vaixell. Entorno que no registraba excesiva actividad, debido a sus reducidas dimensiones y condiciones; únicamente dos directos cada tarde.

Tras el paso de María Arnal a primera hora, subió al icónico escenario nada menos que Kiko Veneno (junto a Refree). Rumba y flamenco que tuvieron gran acogida, incluida la de los más pequeños, quienes merodeaban aún por todo el recinto.

Jose María López cogió su guitarra sobre la barca de pescadores -y no en un Mercedes Blanco como reza su canción-, e hizo las delicias de los presentes, que se acomodaban como podían entre pinos y arbustos, y a quienes llevó momentos mágicos con piezas como Joselito o Dice la gente con las que cerró el show.

La Cova de The New Raemon

The New Raemon - VIDA Festival 2016

Adentrándonos en el bosque del VIDA, donde todo está cuidado al detalle e integrado en la naturaleza, nos encontramos al final del mismo con en escenario La Cova, dónde nos recibía The New Raemon.

La actuación de los Ramones, como ellos mismos se presentaron, era una apuesta segura. Desgranaron su nuevo disco durante la primera parte del concierto, donde destacan sobremanera Rompehielos y La Reina del Amazonas. Grata entrega de la banda que junto a la genuina voz de Ramón Rodríguez dejaron su impronta en el festival, sobretodo con las composiciones que reservaron para el final del set, temas que son ya himnos de al escena: Tú Garfunkel o Te debo un baile entre otras.

Sintéticos Manel

El primer plato fuerte para los asistentes llegaba con la presentación de Jo competeixo de Manel. En el auge de la gira en la que muestran nuevo estilo, y una vez firmados sus conciertos en Primavera Sound y Mad Cool, el VIDA Festival traía a los Manel que reafirmaron con su directo el viraje musical hecho con este álbum.

Les Cosines, con la que inician esta nueva andadura, son fiel reflejo de un sonido que ha perdido el folk y ha ganado en elaboración. Tot i així, los catalanes siguen creciendo aunque sea a su manera, sin florituras y excesos, dedicándose a su buen hacer.

Boomerang, Ai Dolors o la nueva Serotonina fueron las únicas concesiones que el grupo dio a quienes se acercaron principalmente a bailar. Para el cierre Sabotatge, broche de oro para directo y álbum.

Magistrales una vez más, Wilco

Wilco - VIDA Festival 2016

Si hablamos de directos que de antemano son garantía, nos viene a la cabeza un nombre: Wilco. Una vez más, y ya son innumerables, la banda americana hizo de las suyas en el escenario grande del VIDA. Clásico tras clásico fueron cayendo todos, en casi dos horas de actuación en las que también tuvieron cabida con el paso del concierto las canciones de Star Wars, su nuevo disco.

Art Of Almost, Spiders, Jesus, Impossible Germany fueron ejecutadas con maestría, pero, si hay que poner alguno, faltas de fuerza. Aunque esto quedó manifiesto en varios conciertos del escenario principal, que pedía a todas luces más watios de potencia.

Unknown Mortal Orchestra

El viernes, este VIDA 2016 -reconvertido Faraday- ofrecía un concierto de una de las bandas estrella de los últimos meses. Unknowm Mortal Orchestra subían al escenario La Masia después de su paso por la península en una gira por salas que ha acumulado sold outs.

La banda de Ruban Nielson, que aún puede y debe crecer en directo, ofreció un buen directo con su mezcla de estilos que van desde el Lo-Fi hasta el Soul en un escenario que previamente había acogido el folk de Villagers. Psicódelicos por momentos, los americanos cumplieron y seguro se descubrieron antes una parte importante de asistentes atraídos por su sonido y acertado juego de luces que no ejercieron de mero acompañamiento para grandes piezas como Multi-Love, Necessary Evil o So Good at Being Troube.

Zarpazo final con Los Bengala

Para cerrar la jornada del viernes nos dejamos caer al escenario La Cabaña, donde el duo zaragozano Los Bengala destrozaron con rock sesentero las piernas de los asistentes. Literalmente. Innumerables pogos desenfrenados acompañaban cada uno de sus temas.

Ataviados con atigradas camisas, sudaron de lo lindo para acabar con las fuerzas de aquellos osados que a las 3 am eligieron guitarras en lugar de los sintetizadores de Delorean. Rock primitivo en el buen sentido que ellos mismos reivindicaron frente a la languidez de un elevado porcentaje del cartel de la mayoría de festivales. Razón no les falta.

Festivales, grupos y discos de la notícia

MÚSICA RELACIONADA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cross-circle
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram