Crónica del concierto de Thundercat en Madrid, Teatro Barceló (23-11-2017)

[kkstarratings]
25 noviembre, 2017
Redaccíon: dod Magazine

Thundercat - Stephen Bruner

Redacción: Felipe Martínez

Thundercat pasó ayer por Madrid en la gira de presentación de su último álbum, Drunk. Después de pasar por el Sónar en junio, hoy vuelve a Barcelona en la Sala Apolo. Organizado por Primavera Sound, era sin duda una de las actuaciones más esperadas del mes, junto con los conciertos de Father John Misty y Perfume Genius.

Los mallorquines Oso Leone fueron los encargados de empezar la noche. A pesar de un problema con las guitarras al principio que les quitó un poco de tiempo, demostraron que tienen cierta veteranía y ofrecieron un concierto notable. También, pese a estar formado el grupo por seis integrantes desde hace un tiempo, anoche solo comparecieron cinco debido al tiempo y a las características del escenario. Así, con ese sonido progresivo que les caracteriza, fueron llenando el ambiente de sonidos suaves y psicodélicos mientras están a las puertas de un tercer álbum que debe llegar a finales de este año.

Cuando apareció Thundercat a las nueve en punto de la noche todo cambió. Una persona no acaba en un concierto suyo por casualidad, la gente sabía a lo que iba. Sabía que iba a ver una demostración notable de extravagancia y virtuosismo. Extravagante él, con sus trenzas tintadas de rosa y descalzo sobre el escenario, y extravagante su acompañamiento, batería, teclados y un violín eléctrico.

El concierto comenzó con Captain Stupido y desde el primer momento se vio a la gente metida de lleno en el espectáculo. Con unos dedos que se movían a lo largo del mástil de su tan reconocible bajo de seis cuerdas con una ligereza brutal, se pasó con facilidad en varias ocasiones del RnB al Free Jazz mediante unas jams completamente improvisadas en las que pudieron lucirse todos los músicos sobre el escenario. Los momentos álgidos de la noche tuvieron lugar al sonar Jethro, Drunk o, ya en el encore, MmmHmm, su colaboración con Flying Lotus. A lo largo del concierto, también dejó, para deleite del público, algunos guiños a sus colaboraciones en To Pimp a Butterfly, el álbum de Kendrick Lamar, tocando fragmentos de These Walls y de Complexion (A Zulu Love).

Al acabar, la gente comenzó a salir en dirección a la mesa donde se encontraba el merchandising, creando una cola considerable. Tras el concierto nadie pareció haberse quedado con mal sabor de boca, todo el mundo parecía satisfecho por haber visto a uno de los mejores músicos que posiblemente existan en la actualidad.

Festivales, grupos y discos de la notícia

MÚSICA RELACIONADA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cross-circle
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram