Crónica DCODE Festival 2016

11 septiembre, 2016
Redaccíon: dod Magazine

Jimmy Eat World - DCODE 2016

Redacción: Marta Modino

Daba comienzo el fin de semana con el festival madrileño DCODE, el cual cierra la temporada estival y se despide de la música por todo lo alto.

No eran más que las once de la mañana cuando en los escenarios de la complutense podíamos ver artistas como Petit Pop inaugurando lo que sería un día lleno de acontecimientos. El sol que no dejó de estar presente como máximo exponente en toda la jornada, acompañaría a Nothing But Thieves interpretando su álbum homónimo donde temas como Itch’, Trip Switch’ no faltaron para disfrute de su público.

Los siguientes artistas en cartel durante la mañana serían grupos nacionales como Belako y León Benavente. Estos últimos presentarían su último trabajo 2 con la perfecta ejecución vocal y musical que les caracteriza. Sonaron temas como Gloria ,‘La Riberao California’ .

Llegaba el mediodía y el campus de la complutense comenzaba a albergar un ligero incremento de gente, que pese a el calor propio de la ciudad, no querían perderse los conciertos que darían paso a la vorágine y heterogeneidad que se encontraba repartida en los tres escenarios dispuestos.

En el mismo escenario que los conciertos previos, seguiría la apuesta nacional como los jovencísimos Noise Nebula o uno de los descubrimientos de la jornada: Bambikina. Y es que a pesar de ser conocidos por el anuncio de Ikea y competir en horario con la ganadora del Bdcoder Cintia Lund, logró sorprendernos a todos con su potente voz en sincronía con la trompeta que incluían algunas de su canciones que deslizaban entre folk, country y hasta ranchera. El grupo extremeño interpretó temas como ‘Primer Loco’, o ‘Escorpiones de Tequila’ ambas pertenecientes a su último trabajo ‘Referencias’.

Por otro lado, en el escenario principal podíamos ver a los británicos Bear’s Den que aunaban un coros casi al unísono entre el público con singles como AgapeAbove the Clouds of Pompeii”. Con influencias como Nathaniel Ratellif no era ninguna sorpresa que su folk/rock pusiera en escena a los que allí se encontraban.

Las horas seguían transcurriendo y el calor no dejaba de insistir en los dos escenarios principales. Le tocaba el turno a M.Ward, que sin duda destacó por su destreza con la guitarra y los solos que interpretó entre ‘I Get Ideas y Confession’. Con nueve álbumes publicados, los veteranos le dieron el toque de madurez al rock n’ roll del festival.

Uno de los platos fuertes estaba a punto de llegar. Y es que Jimmy Eat the World derrocharon energía desde ‘Bleed América’, hasta ‘The Middle’, pasando temas que brillan por si solos como I Will Steal You Back o ‘A Praise Chorus’. Sus tres guitarras y la calidad vocal de Jim Adkins, devolvieron ese toque emo-noventero a la perfección. Anunciarían fecha para su próximo trabajo el 21 de Octubre.

Sucesivamente y en plena tarde, los británicos Oh Wonder salieron al escenario con entusiasmo y ganas de hacer bailar al público. ‘Dazzle’ abriría el concierto con la dulce y cálida voz de su vocalista femenina mientras el ritmo del teclado se iba intercambiando entre los dos protagonistas. La unión de voces y una melodía ligera de batería hacían que canciones ya conocidas como ‘Without you o ‘Drive fueran éxitos en la audiencia.

Eagles Of Death Metal - DCODE 2016

Uno de los grupos más esperados eran los Eagles of Death Metal. No sólo por los trágicos acontecimientos ocurridos a principios de este año, sino por ser una de las bandas de rock más potentes del momento. Jesse Hughes se mostró en todo momento participativo y carismático con los que allí se encontraban. Dentro del espectáculo no faltaron ‘Miss Alissa’, ‘Complexity', o ‘Silverlake’. Dos guitarras eléctricas y un bajo eran más que suficientes para mover una masa de gente que vitoreaba y gritaba sin descanso.

La tarde empezó a oscurecer y el horario nocturno dio paso a artistas como Carla Morrison. Agradecida por la presencia femenina en el cartel, sorprendió con una banda que rompió con el estilo marcado por la mexicana, y se acercó al ritmo del festival sin parar de bailar sobre el escenario. ‘Déjenme Llorar’ fue el único tema que interpretó en casi modo acústico.

Love Of Lesbian - DCODE 2016

Con el cielo ya cubierto, Zara Larsson y Love of Lesbian fueron dos de los grandes protagonistas de la noche. La primera acompañada de un ejército de bailarines interpretó ‘Bad Boys’ y otras canciones con las que cosecha éxitos internacionales.

Los habituales a festivales Love of Lesbian, generaron un gran show cargado de sorpresas. La primera sería un dúo con la mexicana Carla Morrison en el tema ‘Domingo Astromántico’. Este tema que suele quedar fuera de setlist sonó delicado y potente a su vez en esa sincronía de voces. Los catalanes hicieron de su concierto una fiesta con cañones de confeti y tiras de papel en su actuación. ‘John Boy’ y ‘Belice ‘ permitieron los coro del público que no quería dejar de cantar.

Kodaline y Bunbury prosiguieron con la velada en sus diferentes estilos. Los primeros se caracterizaron por un sonido limpio que junto con la suave voz de Steve Garrigan y su armónica pusieron un broche de romanticismo musical a la noche. No faltaron ‘High Hopes’ ni ‘All I Want’, singles de su anterior trabajo.

Bunbury - DCODE 2016

Bunbury, protagonista indudable del festival, revolucionó a todo el que allí se encontraba. La puesta sobre el escenario del zaragozano le coronó como el rey de la noche, acabando sostenido en brazos del público. Los temas más fueron aplaudidos fueron Puta desagradecida(perteneciente al disco que grabó con Nacho Vegas), Que tengas suertecita’, ‘Infinito’, ‘Avalancha o la canción que acabó con la ovación de los diez mil asistentes, Maldito duende’.

El festival se iba acercando a sus horas finales pero los gallegos Triángulo de Amor Bizarro consiguieron llenar el tercer escenario mientras ‘Jungle’ sonaba a varios metros de distancia. La traca final y cierre del DCODE estuvo protagonizada por 2Manydj’s y el productor y compositor Mark Ronson, que a pesar del horario final que se le había asignado consiguió reunir y hacer bailar a la multitud tardía que cerraría el festival.

Una edición más con actuaciones de altura y protagonistas que derrochan calidad musical allí por donde pasan. Pese a la disminución de cifras de asistencia en esta edición el festival madrileño logró mantener el nivel esperado y complacer así a todo aquél que estuvo allí.

 

Festivales, grupos y discos de la notícia

MÚSICA RELACIONADA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cross-circle
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram