Crítica: Sen Senra - Sensaciones

24 diciembre, 2019
Redaccíon: dod Magazine

Sen Senra - Sensaciones

Redacción: Eva Sebastián

A finales de noviembre, el gallego Christian Senra, más conocido como Sen Senra, nos regaló uno de los álbumes que más veces debemos haber vistos compartido en los instastories de la gente de molar. Sensaciones recopila 14 pistas en total en el que es su tercer trabajo de estudio que lanza, por primera vez, de la mano de Sonido Muchacho y que cuenta con la co-producción de Anxo Ferreira de Novedades Carminha.

Con este último trabajo, que se anunciaba más de un año atrás con el lanzamiento de su primer single Nos dará alas, ha cumplido de lejos con las expectativas que se iban creando a cada nuevo adelanto.  Abandona los ritmos y texturas que lo acercaban más al estilo de Mac Demarco, los cuales parecían ser su firma y su cruz, para presentarnos algo mucho más experimental y de un sonido totalmente personal. La fusión de R&B y neo-soul con ecos de lo-fi y acabados entre la electrónica y los ritmos urbanos acompañan letras sinceras e intimistas que desembocan en un ambiente sensual y melancólico a partes iguales. 

El álbum abre con Tienes reservado el cielo, el segundo single del LP, que abre con los tintes de folk-electrónico que encontramos también en la intro de 715 - CRΣΣKS. Su letra cantada con una voz robótica aterciopelada da una de esas canciones que  logran enamorarte y ponerte los pelos de punta. El R&B entra fuerte con No Me Sueltes Más. La canción, de una producción exquisita, es de esos buenos temas para ligar sin ser muy cutres, y seguramente los más horteras la utilizarán para follar. Le siguen RRIINNGG, que abre con una línea de bajo totalmente hipnótica que se fusiona a la perfección con una batería sube y una guitarra eléctrica exquisita. De todo el álbum, quizás nos encontremos con la canción más oscura y sensual -en el mejor sentido. El interlude 86.400 aparece como si se tratara de una notificación. Un minuto de romanticismo sobre un teclado y una guitarra rasgada que nos puede recordar a la intro de 505 de Arctic Monkeys si estos se pasarán a la música urbana.

Reanuda el álbum con Ya No Te Hago Falta. Con una guitarra más tradicional y sin muchas florituras en la producción consiguen un tema dulce, romántico y desolador.  “Y ya que me esquivas la mirada, que ya no te importa nada ¿No ves que voy dando tumbos persiguiendo tu calor?” Da lugar, con esto, a uno de los mejores estribillos del álbum. Después de esta especie de calma llega la canción más cercana a una jam sesión. Me Pillas Mal es un tema que luce la experimentación musical más groovy  y al mismo tiempo da la faceta más urbana a la hora de pasar la letra de Sen Senra. Le sigue La Cura. Con un corazón propio de las letras del trap meloso encuadro en la experimentación de una electrónica envolvente.

Pasados el ecuador del álbum llega COMO el FUEGO.  Esta va a ser una canción que la gente se va a poner para follar y es una pena porque merece realmente ser apreciada con más detalle. Es romántica y sensual y sin duda transmite esa sensación.  Nos Dará Alas vuelve a darnos una balada sensual pero esta vez la voz de Christian no es tan ligera a lo largo de toda la canción y las guitarras ganan de nuevo mucho protagonismo. 

El último tercio del álbum  se inicia con Tal Vez No Sea Suerte, que sin aportar ningún giro a lo que ya habíamos escuchado en los anteriores temas, no deja de ser una buena canción.  Pero por el contrario, le sigue el tema que apuesta por romper un poco más fuerte en la pista de baile con No Quiero Más De Lo Que Merezco. Sin sobrecargar nos presenta una canción más cercana al reguetón y a la salsa que incluye el mítico momento de coros de “eh eh eh” para el buen bacileo al salir de fiesta. Como Sacude es sin duda la canción más ligera y luminosa del álbum. Es una canción donde puedes estar a gusto, que parece que hasta te acerque a tus colegas y te quite la resaca o te prepare para la próxima que se viene. El álbum cierra con un segundo interlude -Nadie Puede Quitártelo- donde una voz femenina hablada que nos recuerda que es importante dejarnos sentir.  Y Un Puñao De Sensaciones culmina el álbum de una manera envolvente. Una guitarra prácticamente desnuda hasta la segunda mitad del tema y una letra sin pretensiones nos deja con una nostalgia feliz que propulsa a sentir.

En definitiva, Sensaciones es sin duda el trabajo más experimental,  maduro y conseguido del joven Sen Senra. Con sus 13 temas consigue un álbum que se transmite por todos los sentidos. Además queda plasmada una identidad que lejos queda de las comparativas con Mac Demarco de sus inicios y demuestra todo lo aprendido a lo largo de su trayectoria música.  Ahora solo queda esperar verle en la próxima temporada de festivales para disfrutar de esta nueva propuesta.


Festivales, grupos y discos de la notícia

MÚSICA RELACIONADA

Melenas (2020)

Entrevista a Melenas

7 septiembre, 2020
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cross-circle
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram