Crítica: Núria Graham - Cyclamen

[kkstarratings]
20 enero, 2023
Redacción: Fran González

Núria Graham - Cyclamen

Con la delicadeza y el mimo de un artista manierista, la cantante catalano-irlandesa Núria Graham ha perfilado los encantos de un disco preciosista y lleno de matices que es lo más próximo que su artífice ha estado de abrir los conductos de su subconsciente y comenzar a comprender el porqué de ciertos caminos y direcciones. Cyclamen (Primavera Labels, 2023) no solo es el tecnicismo con el que los botánicos más expertos del lugar dan nombre a un género florístico que tiende a brotar en invierno en la cuenca mediterránea; también es la piedra de toque que da sentido al catártico compendio de pistas con las que Graham evoca un particular homenaje a la naturaleza, tanto esa que nos rodea y apreciamos con conciencia, como aquella que todos llevamos dentro y nos pasamos media vida tratando de buscarle un sentido.

A juzgar por la narrativa formal de la que la cantante de Vic hace gala en este disco, donde prácticamente cada elemento involucrado podría ser entendido como un personaje al uso, con sus anhelos, componentes y rasgos propios, Cyclamen cae en nuestros oídos casi como una fábula fantástica en la que sueños y realidad se dan la mano, haciéndonos sentir como una parte más de ese dilucidar abstracto en formato cíclico que nos absorbe poco a poco. Del mismo modo que la imaginación de Graham voló al descubrir las ilustraciones de un libro de Lucian Freud titulado Herbarium, la misma consigue que nuestra mente haga lo propio, gracias a un retablo sonoro, dulce e íntimo, en el que nos encontramos desde líneas de humor suave (Yes, It's Me The Goldfish!) hasta protagonistas de peso (The Catalyst). Quizás las prerrogativas de la artista para adentrarnos en este particular universo puedan parecer algo restrictivas e incluso elevadas para el resto de los mortales, pero lo que realmente prevalece de esta impronta es el hecho de dejarse llevar por la dulcísima voz de su responsable, quien a raíz de trabajar ésta a golpe de tecla y cuerda, nos presenta piezas de superlativa belleza que perfectamente podrían ilustrar un humeante salón de jazz a altas horas de la noche (Poisonous Sunflower) o un coral y escurridizo éxodo hacia el interior de la espesa y salvaje maleza (Fire Mountain Oh Sacred Ancient Fountain).

Como bien citábamos, las herramientas empleadas para vestir este álbum ganan tanta entidad en el mismo que, a poco que afinemos nuestros oídos, comenzaremos a distinguir sus específicas esencias, comprendiendo paulatinamente el considerable cuerpo sonoro del que Cyclamen goza. Así es como saxofones, arpas, tubas, fagots y flautas irrumpen en la escena, como el actor que recibe el pie de su compañero de tablas. Síntomas de una novel auto-producción en la que, sin buscar la total y absoluta ruptura con su sonido pretérito, Núria sí ha tenido la intencionalidad más que explícita y palpable de atreverse a llegar donde ninguno de sus otros trabajos le permitió, atizándonos con aguerridos movimientos que bien retratan el folk más amable de Sharon Van Etten (Gloria) o la actitud más oscura y corrosiva de PJ Harvey (Disaster In Napoli).

Trece pistas en total de ineludible carácter y deliciosa perspicacia que convierten éste en uno de los actos más personales y a la vez universales de Núria Graham, con el que a juzgar por la profundidad evidenciada y por los elementos protagonistas (desde girasoles, pájaros, montañas que se convierten en volcanes, desastres naturales, o islas), su vida en escena y sus más que posibles posteriores caminos supondrán un punto y seguido de lo más relevante en la carrera de la cantante.

Festivales, grupos y discos de la notícia

MÚSICA RELACIONADA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cross-circle
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram