Crítica: Belle and Sebastian - A Bit of Previous

[kkstarratings]
10 mayo, 2022
Redacción: Fran González

Belle and Sebastian - A Bit of Previous (2022)

La vuelta al hogar familiar, ya sea forzada o voluntaria, puede volverte loco o acabar siendo muy inspiradora. En el caso de Stuart Murdoch volver a Glasgow y permanecer allí durante aquellos inciertos días de confinamiento le sirvió para estar más en contacto que nunca con su auténtico yo, quien reconvertido en un maestro yogui virtual acabó conectando con su fandom que acudía religiosamente a sus sesiones matinales de meditación. Esa subsistencia apacible también llevó al líder y vocalista de Belle and Sebastian a confabular los peldaños del décimo álbum de la banda, y el primero en ser escrito en su Glasgow natal desde hacía la friolera de dos décadas (concretamente, desde el ya lejano “Fold Your Hands Child, You Walk Like A Peasant”).

Mucho ha llovido desde entonces para este septeto escocés, que desde esa elevada posición de perspectiva y experiencia que otorga la madurez exploran ahora los devenires de la edad y el paso del tiempo en “A Bit of Previous” (Matador, 2022), su primer larga duración en siete años. El jovial y reconocible tono de Murdoch y los suyos inunda nuestro espíritu con el primer golpe, emocionante y recargado, y evocando el ánimo juvenil entre ritmos barrocos como en sus mejores tiempos: Young and Stupid es, sin lugar a dudas, una de las mejores canciones que la banda ha compuesto en años y entra directamente en el top de su repertorio más destacado. Un arranque instrumental memorable que, junto a esa constante mirada retrospectiva, sienta las bases de una orquestación elaborada y cuidada que se convertirá en un recurso recurrente a lo largo del resto del LP, como bien demuestran otros cortes que van en direcciones parejas a la pista iniciática (“And if I had a second encore, I would probably do the same” canta Murdoch para Unnecesary Drama, entre alocados ritmos de armónica).

Aunque el sonido (y esa esencia de unidad) son tan reconocibles y palpables en el discurso de la banda como lo eran en sus mejores años (no hay más que dejarse llevar por el tierno ritmo con tintes clásicos de Come On Home para identificar la latente marca de la casa de los escoceses y ponernos de buen humor al instante), el reposo y el haber tenido tiempo para darle vueltas a su propuesta ha servido para que el septeto se asome a otras ramas que amplifiquen su mirada, abriendo las puertas de su canónico sonido y maridando su universo con otras texturas. Hablamos, por ejemplo, de ese country en clave 60s para Deathbed of My Dreams, cortesía de Stevie Jackson, o de una totalmente irreconocible Reclaim The Night, donde Sarah Martin toma los mandos de la voz principal para un alegato feminista y empoderador que ruge entre ritmos electrónicos y sintéticos, demostrándonos que estos escoceses, hasta para salirse de la tangente, tienen elegancia y gusto de sobra.

Como bien marca el tono general del álbum, ni siquiera su buen rollo natural les ha hecho librarse de ese mal endémico reciente y asociado al confinamiento que ha sido la nostalgia; sin embargo, si algo nos enseñan Belle and Sebastian con la embaucadora dulzura de “A Bit of Previous”, es exactamente a mirar al pasado con la perspectiva más sana, sin remordimientos y con orgullo.

Festivales, grupos y discos de la notícia

MÚSICA RELACIONADA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

cross-circle
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram