Bilbao BBK Live 2011 - Crónica del viernes

Vetusta Morla - Bilbao BBK Live 2011

Con el fenomeno Coldplay del dia anterior dejado a un lado, nos dirigimos hacia la segunda jornada del Bilbao BBK Live 2011 con la erronea idea de que iba a ser un día sin grandes aglomeraciones. Y digo erronea por que Kobetas volvio a llenarse de nuevo con 30.000 almas que agradecian con una sonrisa el sol que acompañaba las primeras horas de música.

Aunque el segundo dia del festival parecia vestirse con un distinguido traje de brit-pop, nuestro primer asalto fue contra The Mars Volta, grupo que teniamos muchas ganas de ver. El horario no fue el mejor para la tormenta de rock y psicodelia que descargo la banda a través de la voz de Cedric Zavala y los virtuosos de Omar Rodriguez y Deantoni Parks, a la guitarra y batería respectivamente, pero la cosa es que funcionaba con los temas mas inmediatos y que se alejaban de desarrollos demasiado largos. Contundentes y rozando la perfección en cuanto a tecnica se refiere, The Mars Volta nos gusto mucho. Otros se aburrieron, pero es lo que tiene un grupo con un caracter tan marcado.

Aunque TV On The Radio aparecieron en el segundo escenario, la fiesta que montaron bien se merecio el principal. Con su nuevo disco 'Nine Type Of Light' recien salido del horno, la banda de Brooklyn dejo caer un setlist de rock con una gran dosis de ritmo 'bailongo' que supo a poco, pero que se revelaba de los mejores conciertos del festival. Sus discos tienen algo especial, pero su directo es una fiesta.

Vetusta Morla congrego a un gran número de festivaleros para la presentación de Mapas, su segundo y de nuevo exitoso disco. Con Pucho a la cabeza, una de las voces más personales del panorama nacional (también de las mas amadas y odiadas), Vetusta Morla comenzo con la epica 'Dias Raros' y 'Boca en la tierra', para posteriormente intercalar temás de su primer trabajo como Copenhague. Los de Tres Cantos se dejan la piel en cada concierto y sus más fieles seguidores lo agradecen coreando sus letras de pe a pa. Tal vez falto un puntito más de volumen para que alguna de sus nuevas canciones crecieran aun más en intensidad. Una actuación que para próximas ediciones le hace merecederos de un lugar de alto en el cartel.

Por otro lado, lo de Kasabian parece que fue un querer y no poder. Después de estar en el conciertazo del DCode hace bien poco en Madrid, la banda de Tom Meighan no llegó a las espectativas que les habiamos dado para la primera aparición del brit-pop en la noche. El setlist es prácticamente impecable; abren con bombas como son Club Foot y Underdog, mezclan temas que se incluirán en su nuevo disco como Velociraptor y Switchblade Smile, y cierran con Fire, entre otras joyas.

Nosotros lo intentamos. Saltamos, gritamos y demás, pero les faltó volumen en absolutamente todos los instrumentos y fue una autentica pena. No llegaron a ser de los grandes de la noche como esperabamos de ellos.

Y de nuevo brit-pop para unos ultra-motivados y decididos Suede, que no quisieron desperdiciar la oportunidad de LTI para ser cabezas de cartel y para hacer olvidar al personal a Amy Winehouse. Fue un concierto inesperado para muchos, intrascendente para otros y un regalo divino para los que ya fueron grandes seguidores de la banda liderada por Brett Anderson. Hubo lo que faltó en Kasabian: Guitarras, clase, actitud ganas de comerse a todo el que se puso por delante. Desde luego no era mi grupo del festival, pero oye...

Después de un concierto de libro y recordando que era una noche dedicada prácticamente al pop británico, los chicos de Kaiser Chiefs lo tenian complicado. Con su nuevo disco debajo del brazo, pasaron de él al principio para comenzar con el clásico 'Everyday I Love You Less And Less' e ir dejando por el camino perlitas como 'Ruby' o 'Never Miss a Beat'. Ricky Wilson es siempre una apuesta por la diversión y arrastra a su banda para hacerse querer por los que se acercan a verles. Quizás no sean los más técnicos o los que mejores hits atesoren, pero casi siempre divierten y el viernes permitieron seguir con la noche incluso cuando empezó a llover en Kobetas.

Y ya con los pies mojados, Chk Chk Chk se dieron un garbeo por el escenario con un Nic Offer en traje de baño, intentando aderezar a quien quedaba por alli con un poco de rock bailable.

Aprovechamos para dirigir nuestros serranos y cansados cuerpos al hotel ante el peligro de caer resfriados.


Festivales, grupos y discos de la notícia

MÚSICA RELACIONADA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cross-circle
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram